CANDIDATOS/AS
 Buscar ofertas
 Añada su CV
 Acceso menú
 Servicios


 EMPRESAS
 Empresas de servicios
 Servicios
 Nueva Empresa
 Acceso menú

 CONOCIMIENTO
 Entrevista
 Currículum Vitae
 Carta presentación

 FAQ

 CONTACTAR

Programa Afiliados



 

Entrevista
Entrevista de trabajo

Debemos tener en cuenta que a la hora de iniciar el proceso de búsqueda de empleo, la entrevista laboral o de selección ocupará una parte muy importante de dicho proceso.

Así pues, para preparar bien una entrevista, debemos recorrer a nuestro propio auto análisis y hacer una valoración del proyecto profesional, ya que esto nos permitirá tener más confianza en nuestras posibilidades y clarificar los objetivos prioritarios que nos proponemos laboralmente.

Además de profundizar en el conocimiento de uno mismo, la entrevista requiere que se conozca la empresa o entidad seleccionadora, el tipo de actividad que en ella se lleva a cabo, su funcionamiento interno, etc.

En la entrevista individual se valoran, preferentemente, la personalidad, las habilidades sociales, la fluidez verbal, la presencia física, experiencia precedente, etc. De hecho, existe una amplia modalidad de entrevistas, pero todas ellas se estructuran teniendo en cuenta tanto la comunicación o expresión verbal como la no verbal.

Igualmente, y hablando en términos generales, podemos decir que en las entrevistas se valora positivamente la desenvoltura, la tolerancia a la frustración y al exceso de trabajo, la capacidad de organización, la iniciativa, no ser excesivamente agresivo, tener confianza en uno mismo, tener flexibilidad mental, etc.

Será necesario, pues, que durante el proceso de entrevista potencie todos los aspectos positivos de su candidatura, como por ejemplo su experiencia profesional, responsabilidad y eficiencia en el trabajo, y también la capacidad de adaptabilidad y disponibilidad.

 


Estructura de la entrevista

La entrevista de selección suele estructurarse en cuatro fases claramente diferenciadas:

  1. Fase de contacto: diálogo superficial.
  2. Fase exploratoria: suele preguntarse al/la candidato/a sobre aquellas cuestiones y aspectos más relevantes.
  3. Fase de ampliación de información: se profundiza sobre las cuestiones que no han quedado claras o en las que se precisa mayor información.
  4. Fase de despido: Salutación final

A pesar de que esta es la estructura más frecuente, debe tenerse en cuenta que no todas las entrevistas contemplan siempre estas fases, ni tampoco contemplan siempre la recogida de toda esta información. Cada entrevista es diferente, y cada interlocutor también, por tanto, las entrevistas no contemplaran siempre la misma estructura y orden.

 


Criterios que se deben considerar en la entrevista

Como criterios importantes a tener en cuenta durante una entrevista de selección, podemos destacar, entre otros, los siguientes:

  1. Mantener una actitud positiva.
  2. Mostrarse motivado.
  3. Mostrarse amable y profesional.
  4. Hacer exposiciones claras, breves y precisas.
  5. Ser puntual
  6. Sonreír al/la entrevistador/a, mirándole siempre a los ojos.
  7. Utilizar un tono y velocidad de voz normales.
  8. Dar la mano al/la entrevistador/a con firmeza.
  9. Controlar el lenguaje corporal
  10. Vestir con corrección, ofreciendo un aspecto discreto
  11. Procurar no fumar ni antes ni durante la entrevista
  12. Evitar usar perfumes y cosméticos en exceso.

 


Tipos de entrevista

Existen diferentes modalidades de entrevistas de empleo, según sea el puesto de trabajo a cubrir o según quien realice dicha entrevista. A continuación le exponemos algunas de estas modalidades a modo de ejemplo:

Entrevista estándar: se acostumbra a seguir un guión preestablecido, se usa para obtener datos objetivos, como pueden ser en relación a la experiencia, formación, etc. Esta entrevista también es conocida como directiva , ya que es el/la entrevistador/a quien lleva la iniciativa durante toda la conversación .

Entrevista libre: se trata de una conversación con un carácter más informal, en la que el/la entrevistador/a tratará de obtener datos de carácter personal, como pueden ser las emociones, motivaciones, actitudes, entre otras. Esta entrevista es conocida también como no directiva , ya que el/la seleccionador/a deja la iniciativa al candidato.

Entrevista mixta: esta es una combinación de las dos anteriores. Acostumbra a parecer más una conversación informal, pero busca la misma información que la entrevista estándar y que la libre.

Entrevista de simulación: en este caso, pretende simular una situación relacionada con el puesto de trabajo a cubrir, por ejemplo, intentar que el/la candidato/ a exponga como llevaría a cabo la resolución de un conflicto en la empresa, como actuaría ante una determinada situación, como resolvería un problema, etc.

Entrevista de grupo: en este caso, se entrevista a un mismo grupo de candidatos a la vez. Puede haber uno/a o más entrevistadores/as, los/las cuales intentaran valorar, principalmente, la actitud y manera de actuar de los/las candidatos/as , así como los rasgos más destacados de su personalidad.

 


Preguntas más frecuentes

A continuación se exponen, a modo de ejemplo, algunas de las preguntas que suelen hacerse con más frecuencia en las entrevistas de trabajo. No existe una única respuesta a este tipo de preguntas, ni tampoco hay respuestas mejores que otras, siempre dependerá de aquello que esté buscando la empresa en un momento preciso.

Las preguntas suelen formularse siguiendo grandes bloques temáticos:

  • Preguntas referentes a la formación , ya sea a nivel reglado como no reglado. En este caso puede preguntarse acerca del rendimiento obtenido, de la motivación acerca de la formación continuada o de reciclaje, motivos de la elección de los estudios, interés en seguir formándose, etc.

    Ejemplos:
    ¿Tiene interés en seguir formándose en un futuro?
    ¿Cuáles fueron los motivos que le llevaron a elegir los estudios cursados?
    ¿Qué asignaturas le costaron más?
  • Preguntas referentes a la experiencia . Puede preguntársele acerca de las experiencias precedentes, objetivos y motivaciones profesionales, relación con los compañeros y los jefes, etc.

Ejemplos:
¿Cuál fue el motivo de la baja de su último trabajo?
¿Qué cargo ocupaba en la última empresa en la que trabajó?
¿Qué objetivos profesionales se plantea a largo plazo?

  • Preguntas de tipo personal . En este caso se refieren tanto a los conocimientos de que dispone, manera de ser, relaciones sociales, motivaciones, etc.

Ejemplos:
¿Cuáles cree que son sus puntos fuertes?
¿Cuáles cree que son sus puntos débiles?
¿Qué cree que podría aportar al puesto de trabajo al que opta?

 

 

recomiéndanos www.psique.info    © 2004-2017 Aviso legal